Que la industria del videojuego está creciendo a pasos agigantados, eso no lo duda ya nadie. Lo que sí es nuevo es la tendencia a conectar las consolas “tradicionales” con otros dispositivos, ofreciendo experiencias de juego diferentes y novedosas. Pues bien, los móviles serán uno de los protagonistas de este cambio en los próximos años y en esta entrada os vamos a explicar por qué.

Las consolas y los PCs están avanzando a tanta velocidad que pronto llegaremos a un punto en el que no se pueda ofrecer un salto importante a nivel de potencia gráfica. Eso tanto Microsoft, como SONY y Nintendo ya lo saben. No es casualidad que de un tiempo a esta parte Nintendo haya apostado más por ofrecer experiencias de juego diferentes, véase los mandos de Wii. Como tampoco lo es que falten pocos meses para el gran lanzamiento de PlayStation VR, que promete darle un nuevo vuelco a la industria, junto a Oculus de Facebook y HTC Vive.

Una verdadera apuesta

Pokémon-Go-3

Pues bien, el siguiente paso viene de la mano de los teléfonos móviles. El mercado de consolas portátiles cada vez es menos rentable y la causa principal es el ascenso de los móviles a la primera división de los videojuegos. Ya llevamos tiempo viendo cómo grandes empresas como Square-Enix o Ubisoft lanzaban juegos “menores” para smartphone. Pero ha sido en los últimos años cuando se ha visto una clara apuesta por este mercado, dedicando fondos y personal a traer propuestas de calidad.

Hace poco más de un año conocíamos el acuerdo de Nintendo con la empresa DeNa para empezar a lanzar juegos de sus marcas más conocidas y la semana pasada nos llegó una de las primeras apuestas: Pokémon GO. De la misma forma, SONY hace unos meses creó una nueva división dentro de la empresa: ForwardWorks, con el fin de explorar oportunidades de negocio en este mercado.

Futuro entre consolas y móviles

nx-picture

Si es verdad que empezamos a ver que la conexión entre estos dos mundos es lógica y prácticamente inevitable, creemos que esto no ha hecho más que empezar. Hace un año Nintendo anunció que estaba trabajando en una nueva consola, NX. Y en los últimos meses tanto SONY como Microsoft han confirmado que ellos también estaban preparando sus propios lanzamientos. ¿Podría este nuevo hardware traer una nueva forma de conexión con los smartphones?

Entre los rumores y teorías que han surgido sobre la nueva consola de Nintendo, se ha dicho que podría ser un híbrido entre consola de sobremesa y portátil. Se ha comentado también que podría llevar Android como sistema operativo. Incluso, la propia Nintendo ha llegado a decir que NX no sería sucesora ni de Wii U ni de 3DS, sería otra cosa. No todo esto será cierto, pero está claro que la nueva consola de los japoneses va a traer algo nuevo. ¿Podría ser la conexión con los teléfonos una de sus principales bazas? Nosotros creemos que sí. Pero tendremos que esperar unos meses a saber más información.